Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno firma con los sindicatos un acuerdo para reducir la plantilla de RTVE

UGT apoya el pacto alcanzado con CC OO al disminuirse menos la presencia de trabajadores en los centros territoriales

Los principales sindicatos con representación en Radio Televisión Española (RTVE), CC OO, UGT, APLI y USO, han alcanzado hoy un acuerdo con la Dirección General del Ente Público y con la Sociedad Española de Participaciones Industriales (SEPI) para la reestructuración de la plantilla de RTVE, según han informado fuentes de la negociación. Por la noche, el presidente de la SEPI, Enrique Martínez Robles, y la directora general de Radiotelevisión Española, Carmen Caffarel, han firmado con los sindicatos este acuerdo constitutivo de la nueva RTVE.

UGT, APLI y USO, que habían rechazado el preacuerdo alcanzado esta mañana por SEPI y RTVE con CC OO, se han sumado finalmente a él esta tarde, al modificarse algunas de las condiciones, entre ellas aumentar a 32 el número de trabajadores que tendrá cada centro territorial. Tras día y medio de negociaciones, ambas partes han logrado así un acuerdo para la puesta en marcha de la futura Corporación de RTVE en torno a la reducción de plantilla, el nuevo papel de los centros territoriales, el estatus de la Orquesta y Coro y las retribuciones de los trabajadores prejubilados.

El pacto prevé que la plantilla de RTVE quede fijada en 6.400 trabajadores, de los que 5.900 serán fijos y 500 contratados. Así, habrá un excedente de 4.150 empleados, según han explicado fuentes del ente público. Está previsto también que la edad de prejubilación sea de 52 años, aplicables a quienes tengan ya 50 en diciembre de 2006. El acuerdo ha llegado hoy tras una maratoniana reunión entre la SEPI y los sindicatos, que debían pactar no sólo la configuración de la plantilla sino también su estructura territorial, los niveles de producción propia, las categorías profesionales, el futuro de la Orquesta y Coro y la gestión de los fondos documentales.

Principales puntos

El plan elaborado por la SEPI preveía que 8.242 trabajadores fijos abandonaran el grupo (un excedente de 4.150 personas), al tiempo que se creaban nuevos empleos y se rejuvenecía la plantilla. Las aspiraciones de la empresa pasaban por reducir progresivamente los puestos de trabajo, desde los 9.366 actuales (1.124 contratados) hasta los 6.230 (600 contratados) dentro de dos años. Para ello, proponía un proceso de prejubilaciones que afectará a todos aquellos trabajadores que el próximo 31 de diciembre tengan 52 años o más y una antigüedad de al menos diez años.

Las bajas afectarían también a aquellos que cumplieran esa edad hasta el 31 de diciembre de 2008. En estos casos, percibirían el 73% del salario bruto medio del último año. Además, cobrarían los correspondientes complementos hasta la edad de jubilación (65 años).

Respecto a la producción propia en Televisión Española, el plan de la SEPI era que a partir de 2007 abarcara 8.200 horas (900 más que en 2004). Alrededor del 23% (excluidos los telediarios) se llevarían a cabo en el centro de Sant Cugat (Barcelona). A su vez, Canarias abordaría producciones relacionadas con su condición insular y ultraperiférica. Además, se garantizaba la continuidad de la Orquesta y Coro, a través de una fundación en la que esté presente RTVE, así como la titularidad y gestión de los fondos documentales.