Un 44% de los españoles acepta la adopción por parejas del mismo sexo frente a un 42% que se opone

Un informe de la Fundación BBVA señala que seis de cada diez ciudadanos admite el matrimonio entre homosexuales

Un 44% de los españoles se muestra a favor de la adopción de niños por parte de parejas del mismo sexo mientras que un 42% es contrario. Sin embargo, seis de cada diez españoles aceptan el matrimonio entre homosexuales, según las conclusiones del Retrato social de los españoles de la Fundación BBVA, presentados hoy en Madrid.

Matrimonio del mismo sexo: La aceptación del matrimonio entre personas del mismo sexo predomina entre los jóvenes, con una media del 75% de la población de 15 a 34 años; los que tienen estudios superiores, con un 71%; las personas no adscritas a una religión, con un 75,5%, y los que se identifican con la izquierda y el centro-izquierda, con un 71,9%, tal y como refleja este análisis realizado con los datos de 2.000 encuestas.

El matrimonio mantiene su vigencia como institución, si bien un 68,5% admite el divorcio, además de otras posibilidades de vida en común, como vivir en pareja sin casarse (79,7%). Los españoles no creen que sea necesario estar casado o tener pareja para ser feliz ni la paternidad o maternidad para la realización personal, mostrando una visión optimista de la duración de las relaciones de pareja.

Creencias: En relación a sus creencias, este retrato de la sociedad española concluye que la gran mayoría de los españoles se declara católica (74,1%), más las mujeres frente (79%), los mayores de 55 años (87%) y los de menor nivel educativo (86%). Entre los católicos, el 47,8% cree en la existencia de Dios pero el 20,3% tiene dudas en ocasiones, mientras el 33,2% de los no adscritos a una religión que niegan su existencia.

A pesar de existir un sentimiento de religiosidad medio en la población, la mitad no acude nunca a ceremonias religiosas, ni siquiera el 38,5% de los católicos, y cuatro de cada diez no rezan jamás (tres de cada diez católicos). La Iglesia sigue estando presente en ceremonias características del ciclo vital de las personas (bautizos, bodas y funerales), con un 70% de la población que ha asistido a alguna en el último año.

Política: En cuanto a su orientación política, existe una amplia zona de centro, tanto desde la izquierda hasta la derecha, además de casi tres de cada diez encuestados no se definen o rechazan posicionarse ideológicamente. Pero hay un consenso en que el Estado debe asegurar el bienestar de todos los ciudadanos, asumiendo su rol como contribuyentes y apostando por que se sigan reduciendo las desigualdades, con una valoración favorable de la evolución de la democracia.

Sin embargo, se ve una satisfacción moderada con la labor que desarrollan los principales poderes del Estado(Parlamento, Gobierno y tribunales de Justicia), sin existir una crisis ni un malestar institucional, ha destcado el director de la Fundación BBVA, Rafael Pardo, durante la presentación del estudio. Las instituciones que más confianza dan son las relacionadas con el conocimiento, como universidades (6,9 puntos sobre diez) y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (6,4 puntos) frente a la Iglesia y las empresas multinacionales (con 4,4 puntos cada una).

Empleo: Los españoles consideran al empleo un elemento importante de realización personal (78,2%) pero abogan por el tiempo libre como valor que hace que merezca la pena vivir (57,1%). Los factores claves de un trabajo son, principalmente, el nivel de ingresos, la estabilidad y que permita conciliarlo con la vida personal mientras la creatividad no es una preferencia de los españoles para su ocupación.

Profesiones: Por grupos profesionales, los médicos y los científicos, con 7,1 y 6,9 puntos, respectivamente, son en los que más confían, en contra de los políticos y los religiosos, a los que sólo dan unas puntuaciones de 3,4 y 4,2, respectivamente, en confianza. A pesar de todo ello, los españoles dan un 7,5 sobre diez como nota de su situación personal, con valores de 8,1 en relación a su familia; 8 para sus amistades; 7,3 para su salud; 6,7 a su situación laboral y 6,3 a los ingresos de su hogar.

Normas sociales: Sobre las normas sociales, abandonar animales, conducir en estado de embriaguez, tirar la basura en la calle o falsear datos de la declaración de la renta son conductas que generan un rechazo casi universal frente a otras como el consumo de marihuana, la prostitución en la calle, el empleo de inmigrantes ilegales o la prostitución que encuentran aceptación social.

Consumir alcohol en parques, jardines y plazas o marihuana o cannabis son actitudes que rechazan principalmente la población de más edad y con sólo estudios primarios mientras las aceptan los más jóvenes y con formación superior. Por otra parte, bajarse música o películas de Internet sin pagar, copiar un programa o un software para el ordenador y adquirir CD o DVD copiados son conductas que dividen a la población, siendo menor la aceptación de la propiedad intelectual en los jóvenes.

Actualidad informativa: La política es el tema informativo que menos interesa a los ciudadanos, con un 4,6 sobre diez, frente a cuestiones como la salud, la cultura o el medio ambiente, que ocupan los primeros puestos. Así, los ciudadanos denuncian que los partidos políticos no prestan atención a los asuntos que de verdad les importan (67,3%), entre los que se sitúan el terrorismo, el paro, la inmigración y la vivienda, frente a cuestiones que no les preocupan tanto, como la educación, la sanidad y la pobreza.

El terrorismo y la inmigración son asuntos prioritarios para los mayores de 65 años, las personas con estudios primarios y los simpatizantes de la derecha y el centro-derecha, mientras que la vivienda preocupa más a los jóvenes. Por otra parte, la inmigración se percibe claramente como un fenómeno más positivo que negativo, con 37 puntos de diferencia, pero se demanda su regulación y favorecer la llegada de inmigrantes mejor formados que la media de la población española.

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana