Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

016, nuevo número de teléfono de emergencias para luchar contra la violencia machista

Funcionará las 24 horas, todos los días y mantendrá el anonimato de quien realice la llamada

El cambio del sonido de un cardiograma que anuncia la muerte clínica por el tono del teléfono 016 es el mensaje de esperanza de la nueva campaña presentada hoy por el Gobierno para ayudar a las maltratadas a salir de la violencia, un servicio confidencial que no deja huella ni en la marcación ni en la factura.

En la presentación del 016 (que funciona desde el 3 de septiembre y ha recibido desde entonces 445 llamadas), la secretaria general de Políticas de Igualdad, Soledad Murillo, y la Delegada del Gobierno contra la Violencia sobre la Mujer, Encarnación Orozco, subrayaron la necesidad de que la víctima dispusiera de un servicio que la ayude a juzgar su situación, las 24 horas del días y los 365 días del año.

Las mujeres, ha afirmado Murillo, no siempre están en condiciones de ponerse a salvo y establecer toda la tramitación que supone una denuncia, de ahí la puesta en marcha del 016 para asesorar e informar de forma muy clara. En todo caso "siempre van a ser ellas las que adoptarán la decisión", enfatizó Murillo, quien explicó que el nuevo servicio no sólo está destinado a las víctimas de violencia de género sino a toda la sociedad (familiares, amigos, vecinos etcétera), para que sepan cómo pueden ayudar a estas personas.

A la primera señal, llama

En el anuncio para difundir el servicio se ve una pantalla negra de un cardiograma que registra en una línea verde la intensidad del latido del corazón y que de repente anuncia la muerte clínica. A continuación se escucha el sonido del tono telefónico del 016 mientras una voz en off dice: "Para que la Violencia de Género nunca más deje esta señal, la sociedad tiene esta otra. 016 dígame, tranquila te vamos a ayudar. A la primera señal de maltrato llama. El teléfono 016 puede significar otra vida".

La Delegada del Gobierno contra la Violencia sobre la Mujer enfatizó, por otro lado, la absoluta confidencialidad del 016, porque "el agresor controla y una de las formas es adónde llamamos". Por ello, este teléfono de información y asesoramiento de los derechos y recursos existentes nunca va a aparecer en una factura telefónica y va a desaparecer de la marcación que se efectúe.

Detrás del servicio, al que el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales ha destinado 1,7 millones de euros para ponerlo en marcha, hay profesionales especializados en violencia de género, que pueden atender en castellano, inglés, francés, catalán, gallego y vasco; además está preparado para ayudar a personas con discapacidad auditiva (en el 900.116.016). De las 445 llamadas recibidas desde el pasado 3 de septiembre, sólo ocho tuvieron que ser derivadas a servicios de emergencias. En este periodo de tiempo, el 016 ha recibido 154 llamadas desde Madrid, 80 desde Andalucía, Cataluña (50), Valencia (32), Canarias (29) y Castilla y León (27).