Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Un Nobel por hacer posibles los discos duros

El francés Fert y el alemán Grünberg descubrieron la magnetorresistencia gigante, un efecto de la mecánica cuántica

El francés Albert Fert y el alemán Meter Grünberg se han hecho con el Premio Nobel de Física 2007 por su descubrimiento de la magnetorresistencia gigante, un efecto de la mecánica cuántica que ha permitido el diseño de lectores de discos duros de ordenadores y la miniaturización de estos dispositivos, ha comunicado hoy la Real Academia de Ciencias de Suecia. El galardón premia así a la primera gran aplicación práctica de la nanotecnología (disciplina de la física dedicada al estudio de la materia de tamaño menor a un micrómetro -una millonésima parte de un metro-).

Fert, de 69 años, ejerce como profesor de Física en la Universidad de París-Sud y como director científico de la Unidad Mixta de Física del Centro Nacional francés de Investigaciones Científicas (CNRS-Thales). Su investigación en el campo de la física de la materia condensada le permitió descubrir en 1988, el mismo año que Grünberg, la magneto-resistencia gigante, lo que les supuso a ambos el premio conjunto de Nuevos Materiales de la Sociedad Americana de Física (1994).

El alemán Peter Grünberg nació en 1939 en Pilsen, actual República Checa. En 1946, tras la Segunda Guerra Mundial, su familia fue expulsada del país junto a la minoría alemana y se trasladó a Lauterbach, una pequeña localidad en el estado federado de Hessen, donde cursó sus estudios.

Se licenció en físicas por la Universidad Johann Wolfgang Goethe de Fráncfort en 1962 y se doctoró en 1969 en la Universidad Tecnológica de Darmstadt. Grünberg ha desarrollado su trayectoria investigadora principalmente en Alemania (Jülich y Colonia), pero también en Canadá (Ottawa), Estados Unidos (Illinois) y Japón (Sendai). En 2004, tras 32 años dedicados al Centro de Investigaciones de Jülich, se retiró oficialmente, aunque prosigue con su labor y mantiene una oficina en ese centro.

"Estoy muy contento por mí, por mi familia y por mis colaboradores, a los que tengo mucho afecto", ha señalado Fert en declaraciones a AFP. "Estoy contento también por compartirlo con Peter Grünberg, al que estimo mucho y con quien mantengo unas relaciones muy correctas, muy agradables", ha recalcado el nuevo premio Nobel.

"Es increible, es verdaderamente formidable", ha comentado por su parte en la radio pública alemana Grünberg, mientras brindaba con champán. "He recibido premios antes y la gente me decía que sólo me faltaba uno, el premio último, y en cierto sentido estaba preparado para ello", ha aasegurado, tras señalar que el galard?çon la había sorprendido sólo en parte. Grünberg ha subrayado que el significado real del premio se conocerá con el tiempo.

1,1 millones de euros

El Nobel de Física está dotado con 10 millones de coronas suecas (1,1 millones de euros) y se entregará junto al resto de los galardones el 10 de diciembre, aniversario de la muerte de su fundador, Alfred Nobel.