El matemático Perelman rechaza el millón de dólares

El Instituto Clay decidirá en otoñó el destino del dinero del premio

M.R.E. Madrid 1 JUL 2010 - 18:03 CET

El matemático ruso Grigori Perelman ha rechazado el premio de un millón de dólares por resolver el primero de los Problemas del Milenio, ha comunicado el Instituto Clay de Matemáticas . Perelman no acudió al congreso celebrado el 8 y 9 de junio pasados en París para celebrar la resolución de la conjetura de Poincaré, enunciada hace más de un siglo, por la que se le dio el premio, y ahora ha comunicado su rechazo. La razón es que cree que su contribución a la resolución del problema no fue mayor que la de su colega estadounidense Richard Hamilton, quien indicó el camino a seguir, según la agencia Interfax. El Instituto Clay, con sede en Estados Unidos, no entra en las razones del rechazo, pero indica que en otoño anunciará el destino del dinero del premio, que se utilizará en beneficio de las matemáticas.

El matemático tiene 44 años y vive con su madre en un pequeño apartamento en un barrio periférico de San Petersburgo. A finales de 2005, Perelman abandonó el Instituto de Matemáticas Steklov en el que trabajó y desde entonces se gana la vida dando clases particulares, según los medios de comunicación rusos. Su madre recibe una pequeña pensión.

A Perelman, en el Congreso Internacional de Matemáticos, en Madrid en 2006, le fue otorgada la Medalla Fields, también por la conjetura de Poincaré, y no acudió a recogerla, a pesar de ser el galardón más prestigioso de las matemáticas y a los esfuerzos de los organizadores. Sin embargo, entonces no la rechazó explícitamente, aunque tampoco la aceptó.

El premio que ha rechazado ahora Perelman corresponde a la primera solución hallada para uno de los siete problemas seleccionados en 2000 por el Instituto Clay, fundado por el filántropo Landon T. Clay. La selección reflejó los mayores desafíos a que se enfrentaban los matemáticos al iniciarse el siglo. "La solución de la conjetura de Poincaré fue una sorpresa total", recordó el director del instituto, James Carlson, en una recientes declaraciones a EL PAÍS, "y eso es lo que pasará seguramente con los demás problemas. Es imposible saber cuál será el próximo en resolverse".

Álvaro Pelayo, mejor matemático joven español

El investigador Álvaro Pelayo es "un joven matemático muy brillante" que ha generado resultados "de muy alta calidad en una etapa muy temprana de su carrera", describe el jurado del Premio José Luis Rubio de Francia el trabajo de este madrileño, actualmente profesor en la Universidad de California en Berkeley. El galardón para jóvenes matemáticos (hasta 32 años) y dotado con 3.000 euros que ahora recibe lo otorga la Real Sociedad Matemática Española (RSME).

Pelayo cuenta con una "larga lista de publicaciones, la mayoría de ellas en revistas especializadas de gran impacto (...), prueba de la variedad e importancia de sus contribuciones". Uno de sus principales maestros, co-autor de cuatro de sus trabajos, es el holandés, J.J. Duistermaat, considerado uno de los uno de los matemáticos más influyentes de la segunda mitad del siglo XX.

Álvaro Pelayo (Madrid, 1978), tras licenciarse en la Universidad Complutense de Madrid y doctorarse en 2007 por la Universidad de Michigan (EE UU), ha desarrollado la mayor parte de su investigación en el Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT). Trabaja en un área que estudia las propiedades geométricas de objetos de cualquier dimensión usando métodos del Cálculo. Un tipo de problema que aborda esta parte de las matemáticas es, por ejemplo, el hallar la superficie de un objeto tan complicado como un donut (una figura geométrica a la que los matemáticos llaman toro). "Usando geometría básica se puede calcular el área de un rectángulo, o de un triángulo. ¿Pero cuál es el área de un objeto más complicado, como un flotador de playa inflado? ¿O bien, cuál es el camino más corto que une dos puntos del flotador, sin salirse del flotador?", explica Pelayo. "Este tipo de problemas se estudian en geometría diferencial".

Más en concreto, el premiado ha investigado sobre todo en una rama de la geometría diferencial llamada geometría simpléctica, en la que muchos de los problemas proceden de la física, la ingeniería y las ciencias aplicadas, informa la RSME.

Otras noticias

El matemático ruso Grigori Perelman, que ha resuelto la conjetura de Poincaré. / EFE

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana