Los océanos están perdiendo un 1% de fitoplancton al año por el calentamiento

Los microscópicos organismos son la base de la cadena de alimentos marinos, el 'combustible' de los ecosistemas, advierten los científicos

  • Los microscópicos organismos son la base de la cadena de alimentos marinos, el 'combustible' de los ecosistemas, advierten los científicos
ALICIA RIVERA Madrid 28 JUL 2010 - 19:00 CET

La concentración en el agua de las algas microscópicas marinas llamadas fitoplancton esta disminuyendo, aproximadamente un 1% por año, debido al cambio climático, según afirman unos científicos que no sólo han medido este declive en los últimos tiempos, sino que se han remontado con sus análisis hasta 1899 haciendo estimaciones a partir de la información histórica existente sobre la transparencia del agua. "El fitoplancton es el combustible de los ecosistemas marinos y una reducción afecta a toda la cadena alimenticia, hasta los humanos", advierte Daniel Boyce, líder de la investigación. "La caída del fitoplancton supone otra importante dimensión del efecto del cambio climático en los océanos, ya de por sí alterados por la sobrepesca y por la contaminación", añade su colega Marlon Lewis.

Esos organismos acuáticos fotosintéticos llamados fitoplancton son de vital importancia porque suponen, en conjunto, aproximadamente la mitad de la producción de toda la materia orgánica terrestre y aportan gran parte del oxígeno a la atmósfera. Influyen en los procesos climáticos y en los ciclos biogeoquímicos como el ciclo del carbono, explica la revista Nature, donde Boyce (Universidad Dalhousie, Canadá) y sus colegas de Alemania y Estados Unidos explican los resultados de la investigación. "Al general aproximadamente la mitad de la producción primaria del planeta, el fitoplancton afecta a la cantidad y diversidad de organismos marinos, mantiene en funcionamiento los ecosistemas marinos y determina el límite superior la pesca", señalan estos tres investigadores", señalan los investigadores.

El declive de este componente esencial de la biomasa es especialmente notable en las regiones polares y en las tropicales, sobre todo en océano abierto, donde la producción de fitoplancton es mayor, y va emparejado con el aumento de la temperatura del agua registrado. También han constatado estos investigadores que el fenómeno oceanográfico cíclico El Niño, en el Pacífico, al generar cambios oceanográficos a corto plazo, afecta al fitoplancton.

Para este estudio global los científicos han utilizado los datos obtenidos desde satélites, con su gran capacidad de adquisición de información y cobertura global en poco tiempo. Pero los registros tomados desde el espacio, que se remontan a 1979, son insuficientes para conocer la tendencia [de concentración de fitoplancton] a un plazo más largo", explican Boyle, Marlon R.Lewis y Boris Worm en su artículo.

¿Hay información sobre esto anterior a la era de la observaciones de la Tierra desde el espacio? Desde mediados del siglo XIX un instrumento esencial de la oceanografía ha sido el llamado disco de Secchi, explican dos especialistas, David A.Siegel y Bryan A. Franz, en su comentario en Nature. A Pietro Angelo Secchi le pidió la armada papal que hiciera un mapa de la transparencia del Mediterráneo, e inventó un método sencillo: un disco blanco de 20 centímetros de diámetro que se va hundiendo en el agua hasta que deja de ser visible y entonces se registra la profundidad exacta. "Las medidas tomadas con el disco de Secchi son los únicos datos disponibles para evaluar los cambios globales en la biosfera oceánica hasta el siglo pasado", comentan estos especialistas.

La transparencia del agua está íntimamente relacionada con la concentración de fitoplancton, por lo que Boyce y sus colegas han utilizado esta información para obtener un panorama global y regional. Sus análisis, afirman, muestran que las fluctuaciones del fitoplancton correlacionan fuertemente con los indicadores climáticos a escala de las diferentes cuencas, mientras que la tendencia el declive de su concentración en el siglo XX está relacionado con el aumento de la temperatura del agua en la superficie. La concentración media global de fitoplancton en el Hemisferio Norte, donde está mejor documentada, se ha reducido en un 40% desde 1950.

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana