Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Se extingue una subespecie de rinoceronte Java en el sudeste de Asia

El aumento del furtivismo para comerciar con sus cuernos en los mercados orientales condena a estos paquidermos a la desaparición total

"Las muestras genéticas -excrementos - recogidas en el Parque Nacional de Cat Tien (Vietnam) confirman que el rinoceronte de Java fallecido en 2010 era, efectivamente, el último de su especie en el país asiático", se lamenta una portavoz de la organización ecologista WWF. La seguridad de esta afirmación se sostiene porque las muestras analizadas en esta zona pertenecían al último ejemplar de esta subespecie, ha manifestado la portavoz. La consecuencia directa de este hecho, según Luís Suárez, responsable en España del programa de especies de la misma organización, es que se ha perdido "patrimonio genético muy útil".

Aunque existen dos subespecies de Java más, hay en total solo medio centenar de ejemplares. La más numerosa (R. sondaicus sondaicus) habita en el Parque Nacional de Ujung Kulon (Indonesia). "Esta pérdida significa que si un animal enferma no contaremos con la información completa para ayudarle. Esta situación es el paso previo a la desaparición total de esta especie", recalca Suárez.

La consecuencia directa de este hecho, según Luís Suárez, responsable en España del programa de especies de la misma organización, es que se ha perdido "patrimonio genético muy útil"

Aunque existen dos subespecies de Java más, hay en total solo medio centenar de ejemplares.

"La medicina tradicional china usa utensilios de origen animal, como el tigre - también en peligro de extinción- y el rinoceronte. Sus creencias son en parte culpables de la matanza de cientos de ejemplares en los últimos años"

"El animal murió a manos de cazadores furtivos. Se halló muerto y sin cuerno, supongo que para venderlo en el mercado ilegal. Es una situación muy común en el Sudeste asiático, la gente más pobre no tiene para vivir, y resuelve su situación económica de esta forma. Es realmente un auge del furtivismo lo que está ocurriendo", ha analizado la portavoz de WWF. "La medicina tradicional china usa utensilios de origen animal, como el tigre - también en peligro de extinción- y el rinoceronte. Sus creencias son en parte culpables de la matanza de cientos de ejemplares en los últimos años".

El rinoceronte de Java, al igual que ocurre con otras especies sufre "intensamente" los ataques de la caza furtiva para traficar con su cuerno. "Existen mercadillos espeluznantes donde cualquiera puede comprar todos los huesos y órganos de distintos animales, aunque estén protegidos", han señalado desde WWF. Para evitar la total extinción de esta especie, Suárez aconseja: "Las medidas a tomar ahora están claras. Hay que hacer un programa de conservación in situ, habrá que conseguir criar en cautividad y lo fundamental, preservar el patrimonio genético, recogiendo muestras de ADN".

El trágico descubrimiento publicado ayer en el informe "La extinción del rinoceronte de Java (Rhinoceros sondaicus annamiticus) en Vietnam" marca el penúltimo capítulo de una especie. Este rinoceronte se pensaba extinto hasta que en 1988 se descubrió una pequeña población en las remotas selvas de Cat Tien. Desde entonces, los enormes esfuerzos de conservación llevados a cabo para conseguir salvar a la especie se vieron obstaculizados por una protección ineficiente en el área que llevó a la caza indiscriminada y finalmente, a su completa desaparición, ha informado WWF en un comunicado.