Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bazar adelantado para reciclar la Navidad

Regalos fabricados con vidrio y papel desechado, o sacados de la basura y reutilizados en una segunda y estilosa vida. Objetivo: que el proceso sea circular, no lineal

La idea es que este bazar de posibles regalos navideños sea el primero que caiga en sus manos, antes del bombardeo que se le vendrá encima de aquí al final de año. De ahí la prisa en publicarlo. La idea es también concienciar, en la época más consumista del año, de que el actual sistema de producción lineal -materia prima que se extrae y transforma en un objeto que se utiliza, después se tira y se acabó- es insostenible. Las propuestas que presentamos a continuación convierten un proceso lineal en un círculo de materia prima que se extrae, procesa y transforma en un producto que se utiliza hasta que termina su vida útil, después se reutiliza o recicla para volver al mercado convertido en otra cosa.

Internet bulle de experiencias creativas de tipos que se arremangan y sacan de la basura obras originales y únicas

El vidrio reciclado (Ecovidrio recogió 712.236 toneladas en 2010, una media de 15,10 kilos por habitantes) nutre los diseños de La Mediterránea, una empresa valenciana que fabrica vajillas, lámparas, jarrones, objetos de decoración. Lucirmàsconcibe la reutilización como "una práctica creativa capaz de recuperar el valor de los objetos que nos rodean", y transforma objetos de vidrio "para darles un empleo y significado diferente".

Es la línea de trabajo de Proyecto Revival, un colectivo de artistas de Valencia y Murcia que ya diseñó una colección para La Mediterránea, y tiene también una edición limitada de piezas recuperadas de una antigua fábrica de cerámica de Manises (Valencia). Internet bulle de experiencias de este tipo, de creativos que se arremangan y sacan de la basura, de lo que no quiere nadie, obras originales y únicas: Basurama, Los reciclantes, Basurillas, y Los galos Art Gens, que practican esa misma filosofía en la ciudad de Lyon.

El diseñador Rubén Iglesias, rubcn, marchó a Rotterdam a trabajar pero no pudo hacerlo hasta siete semanas más tarde, hasta que le llegó un papel que le autorizaba para ello. Durante ese tiempo se dedicó a recopilar toda la publicidad que le llegaba al buzón de su casa alquilada y, con ese papel, construyó una silla, para esperar sentado, metáfora de la burocracia. Fue el origen de su serie Mandala, ya de regreso a España: mesas y taburetes de papel de folleto y catálogo, que fabrica y vende.

En cuanto a tiendas, el papel reciclado es la estrella de La Cartonería (info@lacartoneria.com, página en Facebook y web en construcción), un establecimiento en Almería repleto de regalos curiosos: desde broches y bisutería realizada a partir de periódicos y revistas hasta casas y castillos para niños construidos a golpe de cartón. En Málaga funciona Recicla T. En Madrid está abierta Eco Manía, tienda física y online. Lo mismo que Green Habit, que arrancó hace un año, y donde es posible encontrar regalos tan originales como bolsos y neceseres hechos con desechos de mangueras de bomberos y seda de paracaídas, o relojes de pulsera fabricados a partir de "piel de pez y resina orgánica de maíz".