Un hombre que asesinó a su mujer en 2005 ha cobrado la pensión de viudedad desde entonces

El cobro de la pensión se ha descubierto en una investigación abierta por la Audiencia de Girona

ANTÍA CASTEDO Girona 8 DIC 2011 - 14:02 CET

Un hombre que asesinó a su mujer en 2005 en Sils (Girona) cobra una pensión de viudedad desde el día siguiente del crimen. Llorenç Morell fue condenado a 18 años de cárcel por el asesinato, que se resolvió tres meses después de que fuese encontrado sin vida el cuerpo de su mujer, Consol GalcerÁn. Morell cobra del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) 592 euros al mes más dos pagas extraordinarias desde el 22 de julio de 2005 y ha recibido hasta la fecha más de 40.000 euros de las arcas públicas, publica hoy el diario El Punt Avui.

El abogado que ejerció la acusación particular en el juicio, Carles Monguilod, solicitó la ejecución de la sentencia para que la familia de la víctima (sus hermanos y su hijo) pudiesen cobrar los 85.000 euros de indemnización fijados por el juez. La Audiencia Provincial de Girona solicitó entonces al INSS información sobre si el condenado estaba recibiendo alguna pensión que pudiese ser embargada. La respuesta del INSS no pudo ser más sorprendente: el asesino estaba cobrando una pensión de viudedad por la muerte de su mujer y el INSS no podía embargarla porque no supera el salario mínimo profesional. El propio Ministerio de Trabajo e Inmigración, del que depende el INSS, se personó como acusación en el juicio contra Morell a través de la delegación especial contra la violencia de género.

La Audiencia Provincial ha actuado de oficio para recordar al INSS que Morell ha sido condenado por el asesinato de su mujer, cuya muerte es la causa de que se le haya asignado una pensión al hombre. "El asesino estuvo tres meses libre hasta ser detenido. En ese tiempo se comportó con normalidad para no levantar sospechas y entre otras cosas gestionó la pensión", ha explicado Monguilod. El abogado ha instado a la Audiencia Provincial a que solicite toda la información sobre el pago de la pensión y sobre los movimientos de la cuenta corriente del asesino para averiguar el destino del dinero. Monguilod quiere saber si el hombre ha incurrido en un delito de insolvencia punible, ya que hasta la fecha no ha pagado ni un euro de indemnización ni de las costas judiciales que le impuso el juez. El abogado ha calificado los hechos de "escandalosos e inadmisibles".

El cuerpo de Consol Galcerán fue hallado tendido junto a su coche y cosido a puñaldas el 21 de julio de 2005, a las 3.30 de la madrugada, en un vial próximo a una carretera entre Sils y Santa Coloma de Farners. Las primeras hipótesis condujeron a pensar que podría tratarse de un atraco, pero tres meses después los Mossos d'Esquadra detuvieron a su marido como autor del crimen. El crimen causó una gran conmoción en Sils. Consol Galcerán pertenecía desde hacía unos cinco años al colectivo de cocineras del municipio que se dedica a recuperar el patrimonio gastronómico tradicional.

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana