Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Medvédev pide responsabilidades por la racha de fallos en lanzamientos espaciales

En el último año y medio Rusia ha sufrido siete despegues fallidos y ha perdido diez satélites

Medvédev, durante su reunión con el sector espacial ruso.
Medvédev, durante su reunión con el sector espacial ruso. AFP

Los dirigentes rusos están preocupados por la racha de fallidos lanzamientos de satélites que sufre su país. En una reunión con los responsables del sector, el jefe del Gobierno, Dmitri Medvédev, ha pedido responsabilidades por unos fracasos que, según ha dicho, minan la autoridad de Rusia “como gran potencia espacial”. Medvédev ha anunciado que se invertirán 650.000 millones de rublos en la industria espacial (más de 16.000 millones de euros) en el periodo 2012-2015.

En el último año y medio Rusia ha vivido siete lanzamientos fallidos y perdido diez satélites, según Medvédev. El último de ellos sucedió el 6 de agosto, cuando un cohete del tipo Proton M lanzado desde el cosmódromo de Baikonur, en la estepa de Kazajistán, no logró poner en órbita dos satélites de comunicaciones, uno de los cuales estaba destinado a Indonesia. Según la explicación oficial, un problema en el sistema de impulsión le impidió llegar a la órbita programada. Se perdieron así dos satélites valorados en centenares de millones de dólares.

“Si lo comparamos con el trabajo de otras grandes potencias espaciales, la diferencia es colosal”, ha señalado Medvédev. Refiriéndose a los tres países que tienen vuelos espaciales tripulados (EEUU, Rusia y China), Medvédev ha dicho que estos lanzamientos “suponen un conjunto de dificultades y riesgos, pero de cualquier modo, en ninguna parte pasa algo parecido”, ha afirmado. El jefe de Gobierno cree que es necesario comprender qué sucede en el sector espacial, cuáles son las causas de los fallos y quién responde de ellos, aparte de las compañías de seguros. Según ha señalado, los costes asumidos por las aseguradoras no se extienden a los culpables de los fallos, así que eso permite “fabricar tranquilamente una producción de mala calidad” y “no tener ninguna obligación financiera por ello”. “Para no hablar ya de otras responsabilidades”, ha subrayado.

“Hay que determinar quién es el culpable en la serie de los últimos fallos, dónde se cometieron errores y en cualquier caso determinar el grado de responsabilidad de todos los implicados”, ha señalado, para agregar después: “Hoy mismo tomaré parte de las decisiones”.

Medvédev ha mencionado “problemas sujetivos” del sector espacial y también problemas del sistema. Entre estos últimos ha destacado el envejecimiento del equipo de producción, que en un 90% de su capacidad lleva más de 20 años en funcionamiento. También se ha referido al insuficiente desarrollo de los componentes electrónicos, que califica como “una desgracia para la industria espacial”. Asimismo, ha afirmado que la industria espacial rusa no está suficientemente abastecida de los necesarios materiales de construcción. Por último, ha subrayado la falta de personal cualificado y el envejecimiento de los especialistas científicos e industriales del sector.

“Pero todo lo que he dicho no justifica los fracasos que han sucedido en los últimos años en el lanzamiento de satélites”, ha concluido Medvédev. Dirigiéndose a Vladímir Popovkin, el jefe de Roskosmos (el organismo gubernamental responsable del sector espacial), Medvédev le ha dado un mes de plazo para informar de las medidas que planea tomar para incrementar la calidad del trabajo.