DESAYUNO CON... MANUEL MAQUEDA

“El plástico ha llegado a la cadena alimentaria”

El activista medioambiental Manuel Maqueda desgrana los peligros de un material que "ya llevamos en el organismo"

Manuel Maqueda fundador de ONG Plastic Pollution Contamination. / Carlos Rosillo

A los dos minutos de conversación, te sorprendes dirigiendo una mirada de soslayo a la taza del café para comprobar que no es de plástico. Correcto, parece de buena loza. Suspiro de alivio. Mientras, Manuel Maqueda, madrileño licenciado en Derecho y Ciencias Económicas y fundador de varias ONG, entre ellas la Plastic Pollution Coalition (Coalición contra la Contaminación del Plástico), continua desgranando, tranquilo, hasta con cierta mesura, pero sin dar tregua, los peligros de un material que “ya ha entrado en la cadena trófica y lo llevamos en el organismo en forma de disruptores endocrinos, además de estar presente en todos los océanos del mundo en una proporción escandalosa”. Calcula que hay 100 millones de toneladas de plástico en suspensión en los mares.

No le gusta calificarlo como enemigo, porque “en sí mismo no lo es”. “Pero”, advierte, “utilizado para fabricar objetos de usar y tirar, se ha transformado en un monstruo que amenaza con devorarnos de forma silenciosa, porque está detrás de muchos tipos de cánceres e incluso de la hiperactividad de los niños”. Recuerda que la Organización Mundial de la Salud ha emitido un informe en el que considera a estos disruptores como una amenaza global. Ha llegado a Madrid desde California, donde reside desde hace 10 años, para participar en el congreso Por un Mar sin Plásticos que se celebra este fin de semana en el marco de la feria de submarinismo Dive Travel Show 2013, en Madrid.

Hace cinco años, Charles Moore, oceanógrafo descubridor de la gran mancha de plástico que flota en el Océano Pacífico —del tamaño de Estados Unidos—, le lanzó una bolsa transparente. Contenía arena con trocitos de plástico. “Son las playas del futuro”, me advirtió. Entonces comprendió el significado de tirar a la basura un material que dura cientos de años y del que no se conoce la composición química exacta.

En su lucha —tiene un portal que se llama elplasticomata.com— se ha asociado con el fotógrafo estadounidense, Chris Jordan, con el que ha grabado un documental —que se estrenará este año— en las islas Midway, un atolón de 6,2 kilómetros del Pacífico Norte, en el que habita una impresionante colonia de dos millones de pájaros, sobre todo albatros. “Muchos polluelos mueren debido a la ingesta de todo tipo de plástico. Cepillos de dientes, mecheros, aplicadores de tampones y cualquier otro objeto que sus progenitores confunden con comida”, relata. Para él la imagen de estos pájaros es una metáfora “de la toxicidad que llevamos dentro y una llamada de atención sobre las decisiones que debemos tomar como cultura”.

En su opinión, existen gestos que pueden ser un principio, como la prohibición de usar bolsas de plástico, pero su optimismo se desvanece cuando piensa en la industria que ha fabricado el año pasado 280 millones de toneladas de plástico y que planea incrementar el consumo per cápita de este material, sobre todo en países emergentes. ¿Alguna forma de parar? “La fuerza está en nosotros”, contesta firme. Y para ello reclama el derecho a conocer los riesgos del plástico, “como pasa con el tabaco”. Lo asegura una persona que hay semanas que no saca la basura: “Porque he retirado de mi vida todo el plástico inútil que antes usaba”.

Y ADEMÁS...

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana