MEMORIA DE CÁRITAS

La pobreza grave ya afecta a tres millones de personas en España

La cantidad de españoles que viven con menos de 307 euros al mes se duplica desde 2007, según el Observatorio de la Realidad Social 2012 de Cáritas

Una persona rebusca en la basura en Barcelona.

En España ya hay tres millones de personas en situación de "pobreza severa" (según la terminología de Cáritas), esto es que viven con menos de 307 euros al mes. Los pobres representan el 6,4% de la población del país, una tasa que casi duplica la de 2007 (3,5%), según datos de la Encuesta de Condiciones de Vida recogidos en el informe del Observatorio de la Realidad Social 2012 elaborado por Cáritas. La organización católica alerta de la irrupción de "una segunda oleada de empobrecimiento y exclusión social" agudizada por "las políticas de ajustes y sus recortes, la prolongación de las situaciones de desempleo, el agotamiento de las ayudas económicas".

"Es posible otra política social. Una de nuestra propuestas es establecer una renta básica", ha afirmado Sebastián Mora, secretario general de Cáritas España durante la presentación del estudio este jueves en Madrid. "Lo que no podemos hacer es salir del túnel dejando a millones de personas en la oscuridad. Podemos tener una macroeconomía muy buena y que la gente no salga adelante", ha añadido preguntado por los indicios positivos en la economía que subrayan desde el Gobierno de Mariano Rajoy.

En este sentido, los datos del Observatorio constatan el aumento de la desigualdad, con el valor más elevado de Europa: el 20% de la población más rica concentra un 7,5 más riqueza que el 20% más pobre, según datos de Eurostat de 2013 recogidos en el estudio. "Nos aproximamos a un modelo social darwinista (anglosajón) con pocos ganadores y muchos perdedores", advierte el texto. Así, mientras que el número de millonarios en España aumentó un 13% entre mediados de 2012 y la primera mitad de 2013, hasta las 402.000 personas, según el último informe sobre la riqueza mundial que publica anualmente el banco suizo Credit Suisse, la tasa de pobreza ha pasado del 19,7% de los hogares españoles en 2007 al 21,1 en 2012.

Un incremento que se produce a pesar de que el umbral de pobreza ha pasado de 15.900 euros al año por hogar (dos adultos y dos menores) en 2009, a 14.700 euros al año en 2012. Es decir, que para ser considerado pobre hay que ser más pobre que antes. Esto ha producido que muchos jubilados que hace años estaban en situación de pobreza, ahora no lo están aunque la pensión sea la misma y los precios hayan aumentado, ha explicado Mora.

Los datos oficiales se traducen en la práctica en un aumento del 251,4% desde 2007 de las personas atendidas por Cáritas en sus servicios de acogida, mayoritariamente en las parroquias, pasando de 370.251 en ese año a 1.300.914 en 2012, con un notable aumento de la tasa de españoles asistidos (más de la mitad). Así lo recoge la Memoria Anual de la entidad también presentada este jueves.

Mora ha denunciado "una situación de abandono, injusticia y desposesión de los derechos más básicos de las personas", al tiempo que ha pedido "no permanecer indiferente ante el dolor ajeno". "La pobreza es generalizada en España, pero tiene foco y se nutre de los más vulnerables", ha apostillado.

La respuesta social a la sido el único punto positivo de los resultados de Cáritas que contó con la colaboración de un 9,3% más de voluntarios (70.2296) en 2012 respecto al año anterior. Las donaciones también se han incrementado, a la par que han descendido los recursos públicos que recibe la entidad. Para ayudar a los más desfavorecidos (tanto a nivel nacional como para cooperación internacional) la organización católica contó el año pasado con más de 276 millones de euros, 25 más que en 2011. La solidaridad ha sido el sostén de esta subida ya que las aportaciones de particulares fueron de 193 millones (30 más que el año anterior).