Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El argumentario de la movilización

Los convocantes hablan de recortes, una injusta reforma y de peores condiciones de trabajo

El Ministerio de Educación les acusa de que sus motivos son puramente laborales

Estos son los principales argumentos de los convocantes de la huelga educativa del 24 de octubre y la lectura que de ellos ha hecho el Ministerio de Educación:

Desde la Plataforma por la Escuela Pública.

Recortes. Los presupuestos educativos se han reducido en más de 6.400 millones de euros desde 2010. Una buena parte del tijeretazo la ha permitido el "Real Decreto Ley 14/2012 de medidas de racionalización del gasto público en el ámbito educativo", aprobado por el Gobierno central. Este subió el ratio máximo de alumnos por aula, aumentó la carga lectiva de los docentes y vetó la sustituciones en caso de baja de menos de semanas, lo cual ha resultado en una reducción de más de 20.000 profesores en la escuela pública.

Becas y tasas. El endurecimiento de los requisitos académicos para recibir y mantener las becas "limita el acceso al estudio a aquellos que carecen de rentas suficientes para pagar las tasas universitarias". Aquel decreto de 2012 también ha permitido a las comunidades aumentar los precios de las universidades públicas hasta un 92% en el caso de las carreras más baratas en la Comunidad de Madrid.

Contra la reforma educativa. Consideran la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) elimina pisotea la idea de la educación como “servicio público” y abre "la posibilidad de adjudicar suelo público a centros concertados. Además, "las propuestas dirigidas a establecer el castellano como lengua vehicular en todo el Estado o la posibilidad de establecer sistemas de inmersión en cualquier lengua extranjera en igualdad de condiciones que la lengua cooficial de un territorio, más allá de falta de viabilidad o compatibilidad que puedan tener con los sistemas actuales, añaden mayor conflictividad, fundamentalmente ideológica", dice CC OO. También asegura que se trata de una ley injusta y segregadora y que "supone un grave retroceso en Educación Infantil (0-3 años) y un impulso a la privatización generalizada de comedores escolares o servicios de limpieza".

Centros y condiciones de trabajo. Los sindicatos protestan por el empeoramiento de las condiciones de trabajo de los empleados de la enseñanza. Un empeoramiento, aseguran, que va en detrimento "del tiempo y la calidad de la atención que se puede dedicar a cada alumno/a y, por tanto, de un tratamiento adecuado de la diversidad o de atención individualizada".

Desde FSIE, sindicato mayoritario en la concertada.

Perjuicios a las escuelas subvencionadas. En contra de la opinión de la plataforma, FSIE asegura que la concertada no sale beneficiada con la LOMCE, pues aunque admiten un tímido avance en la "libertad de enseñanza", esta no queda garantizada. Por el contrario, se quejan del olvido de la Mesa de negociación de la enseñanza concertada, de la falta de negociación y diálogo y de que la norma facilita los despidos en las escuelas concertadas. Dicen que es un cambio complejo que no cuenta con financiación suficiente y que aumentará las diferencias entre comunidades autónomas.

La respuesta del ministerio.

Motivos laborales. El Ministerio de Educación ha transmitido los últimos días la idea de que las movilizaciones "no tienen razones relacionadas con la reforma educativa" sino con las "mejoras salariales, reducción de carga lectiva y de número de alumnos por clase". la secretaria de Estado de Educación, Montserrat Gomendio, pidió a los padres que no se preocupen por las ratios, que siguen estando "por debajo de los de la OCDE". Y aseguró que el colectivo de docentes va a la huelga "tiene un puesto de trabajo asegurado y, sin embargo, los padres se están enfrentando a unas tasas de desempleo muy elevadas".

Más información