Ediles del PP de Toledo plantan a padres de niños con cáncer en un pleno

Los concejales abandonaron la reunión del Ayuntamiento cuando la madre de una menor iba a denunciar las condiciones del hospital Virgen de la Salud

Los concejales del PP se levantan del pleno. atlas

María Luisa Gómez, portavoz de los padres de los niños enfermos de cáncer del Hospital Virgen de la Salud de Toledo, debía intervenir el jueves en el pleno del Ayuntamiento de Toledo. Iba a hablar a los ediles municipales de la situación de las instalaciones del centro y la falta de personal. Pero en el momento que comenzaba a tomar la palabra todos los concejales populares, menos una, abandonaron el pleno. Antes de dejar sus escaños, entre los gritos de algunos de los ciudadanos que habían asistido al pleno, los ediles populares se abstuvieron en la votación de una proposición presentada por Izquierda Unida que instaba al Gobierno de María Dolores de Cospedal a mejorar la atención sanitaria de los menores enfermos oncológicos de la región. Los familiares de los niños con cáncer y la oposición han criticado con dureza la desbandada de los populares, que consideran una falta de respeto.

Así, de los ediles del PP del Ayuntamiento de Toledo, solo Ana Isabel Bejarano se quedó para escuchar a Gómez explicar que los pequeños ingresados en la unidad de Pediatría del Virgen de la Salud necesitan más espacio en el hospital, más médicos y también más enfermeras. Castilla-La Mancha ha recortado más de un 15% en la partida destinada a Sanidad en los últimos tres años; es una de las autonomías que más ha reducido la inversión en Salud que, en toda España, ha perdido casi 8.000 millones de euros desde 2010. “Mi hijo lleva cinco años sin casi tratamiento”, se lamentaba el jueves uno de los padres de la asociación que, entre llantos, trataba de repartir una carta a los ediles que salían despavoridos del pleno. Algunos, tal y como se ve en el vídeo que grabó uno de los asistentes, prácticamente se negaron a cogerla.

Las familias llegaban al pleno del Ayuntamiento de Toledo para denunciar que la calidad de la atención a sus hijos en el hospital de la ciudad se ha resentido desde que llegaron los recortes, y que desde el Servicio castellanomanchego de salud no se da respuesta a sus peticiones. Piden mayor espacio de hospitalización y que ésta sea exclusiva para menores oncológicos, también más personal cualificado y refuerzos en la unidad de pediatría. “Se ha llegado al punto de que, además de que no hay médicos y enfermeras suficientes, se obliga a que los niños compartan habitación con menores que tienen otras patologías, eso está poniendo en riesgo sus vidas”, asegura una madre.

La oposición y las organizaciones sociales creen que los concejales se portaron de manera "indigna"

Los padres de los menores han tachado de “indigno” el comportamiento del Grupo Municipal Popular del Ayuntamiento de Toledo y aseguran que no es la primera vez que una institución política u oficial se niega a escucharles. Una de las madres afectadas, Cristina García, aseguró a Europa Press que en julio del año pasado la asociación envió un escrito formal a la consejería de Salud, que dirige José Ignacio Echániz --también portavoz de Sanidad del Partido Popular-- del que todavía no han recibido contestación.

La oposición y las organizaciones sociales también han criticado el gesto y el comportamiento de los ediles populares de Toledo. El PSOE ha pedido la dimisión del presidente de la Diputación y concejal del PP, Arturo García-Tizón, a quien considera “indigno” de esos cargos.

Como respuesta, Claudia Alonso, portavoz del PP en el Ayuntamiento de Toledo, ha acusado a Emiliano García-Page, alcalde de esta ciudad, de “jalear” a los asistentes para que insultaran a los concejales del PP. “Están utilizando a padres que están atravesando momentos difíciles”, ha dicho.